Engormix/Ganadería/Artículos técnicos

Suplementación en Sistemas Silvopastoriles

Publicado el: 11/11/2021
Autor/es: Primia
Experiencia en vaquillonas.
En un sistema Silvopastoril (SSP) se integran dos sistemas productivos, donde es posible producir carne y madera de calidad al mismo tiempo. Estos sistemas se componen de dos estratos, uno con especies arbóreas destinadas al aprovechamiento forestal y un estrato herbáceo de especies forrajeras para la alimentación del ganado.
Las provincias de Misiones y Corrientes, caracterizadas por poseer un clima subtropical, han avanzado en la implementacion de SSP. Las especies forrajeras que mejor se adaptan a este clima son de metabolismo fotosintético C4 o también llamadas megatérmicas.
Las especies predominantes que podemos encontrar en la región son:
  • Pasto horqueta (Paspalum notatum),
  • Jesuita Común (Axonopus compressus),
  • Pasto Estrella (Cynodon plectostachium),
  • Brachiaria (Brachiaria brizantha c.v Marandú),
  • Jesuita Gigante (Axonopus catarinensis Valls),
  • Pasto Elefante (Pennisetum purpureum)
Estas especies se caracterizan por presentar altas tasas de crecimiento en el verano, y con el avance de los estadios fenológicos provocan un aumento de la porción fibrosa, disminución de la digestibilidad y el contenido proteico (1). Por lo tanto, es necesario considerar la formulación de una suplementación que cubra las deficiencias energéticas y/o proteicas, ya que la limitante no es el volumen de materia seca (MS) sino la calidad del forraje, que llega a valores de proteína bruta (PB) entre 4 y 11%, y digestibilidad de materia seca (DMS) entre 48 y 58% DMS (2).
Debido a esto es necesario establecer propuestas de suplementación energética-proteica que permitan cubrir el requerimiento animal en función de objetivos productivos.
Bajas GDPV durante la recría afectan el desarrollo reproductivo. Cuando existe una restricción nutricional, es difícil lograr un alto porcentaje de preñez (85%-90%) en el primer servicio a temprana edad (máximo 18 meses). Así como afecta el desarrollo y repercute en el peso de los bovinos en crecimiento, la deficiencia proteica presente en la mayoría de las pasturas subtropicales, generaría baja tasa de concepción, disminución del estro, resorciones fetales, partos prematuros y crías débiles. (3)
En una experiencia realizada en un establecimiento foresto-ganadero en Puerto Esperanza, Misiones (4), se evaluó la respuesta a la suplementación, mediante el análisis de ganancias de peso vivo (GPV) diarias y totales, entre dos alternativas de suplementación (una con fuente de NNP y la otra con Proteína Verdadera), con la finalidad de lograr aumentos de pesos que permitan disminuir la edad al primer servicio (a fines del verano) y vender las vaquillonas con garantía de preñez (antes del invierno). Las vaquillonas utilizadas en esta experiencia fueron de cruza cebú.
La respuesta animal en GDPV fue similar en ambos tratamientos, independientemente de la fuente de N utilizada. El peso vivo PV final de los animales en ambos tratamientos fue el necesario para realizar el entore a edad temprana y lograr la venta antes del invierno.
Cabe aclarar, que en rodeos donde se trabaja con cruzas, las vaquillonas deben alcanzar entre el 60 y 65% de su peso vivo adulto para asegurar alta eficiencia en los parámetros reproductivos, para ello de debe garantizar GDPV de 600 a 800 gr para alcanzar el peso de entore a una edad de 18 meses como máximo.
Rochinotti y Balbuena, (5) demostraron que el aumento de la densidad energética de la dieta es importante para acelerar el desarrollo reproductivo en vaquillonas, en un ensayo donde se compararon dietas sin suplementación vs con suplementación. La suplementación permitió mejorar el escore genital y la condición corporal, incluso en vaquillas que tuvieron ganancias de peso similares. Esto tuvo un impacto positivo en el porcentaje de vaquillas listas para entore. Por lo tanto, la suplementación energética proteica en pasturas subtropicales permite lograr un intervalo generacional más corto.
En conclusión, es posible adelantar la edad al servicio de las vaquillonas mediante una suplementación energética-proteica que permite un aumento de la eficiencia individual de los animales.
Por otro lado, al analizar alternativas de suplementación bajo SSP, es interesante destacar algunos efectos de la sombra sobre los parámetros reproductivos del rodeo (4):
  • Menor edad a pubertad,
  • Alargamiento de la vida productiva,
  • Menor pérdida embrionaria,
  • Mayor regularidad del ciclo estral,
  • Disminución de partos distócicos,
  • Mayor producción de leche (6).
  • El mayor confort térmico provoca un aumento de consumo, mayor tiempo dedicado al pastoreo y a la rumia,
  • Incremento en la eficiencia de conversión alimenticia (7).

Referencias bibliográficas

 
Autor/es:
 
Visualizaciones209Comentarios1EstadísticasCompartir