Estrategias para recriar manipulando la curva de crecimiento a fin de optimizar los resultados

Publicado el: 26/8/2016
Autor/es:
Información del video
Ver más

Negocio ganadero y mercado

Sin lugar a dudas el factor que define el negocio ganadero es la diferencia entre la compra del ternero y la venta del animal terminado (Ingreso Neto). Esta relación está dada por el mercado de acuerdo a la fase en el ciclo ganadero (retención o liquidación) y al momento del año que se analice. En general en Argentina y particularmente desde el año 2008 los precios tanto de novillos gordos como de invernada obedecen un patrón estacional, debido a la característica zafrera de nuestra producción.

Los valores de hacienda gorda presentan un pico de precio un 15% superior con respecto al promedio anual a fines del verano y durante el otoño. En contraposición si analizamos los precios de venta de ternero se registran precios inferiores al promedio del año durante el otoño y parte del invierno (Grafico 1).



Argentina y cobertura de precios

A diferencia del mercado de cereales donde se pueden hacer coberturas de precios de venta a futuro, en el negocio de la carne no se puede. El productor tiene dos alternativas para intentar cubrir las variaciones de precios. La primera es intentar diseñar modelos de invernada que le permitan comprar y vender en los mejores momentos del año, la segunda amortizar la alta inversión inicial (la compra de ternero) con más kilogramos producidos por animal. En un contexto como el actual donde los novillos más pesados tienen precios por kg similares a los livianos, utilizar la recría permite aumentar el peso de venta y mejorar el negocio.

 

 

Fisiología en la recría

Crecimiento

El crecimiento de los animales se asume que es en ondas y ordenado en jerarquía de tejidos, primero se desarrolla el sistema nervioso, seguido por los huesos, el tejido muscular y por último el adiposo  (Relling, 2013). Estudios recientes han demostrado que la hipertrofia de células grasas puede comenzar entre a los 100 días de edad (Vernon, 1980 citado por Fluharty 2014), la magnitud dependerá del contenido energético de la dieta.

El crecimiento muscular del animal tiene algunas características particulares. La cantidad de fibras musculares en la mayoría de los animales de carne están determinadas por la genética en el momento del nacimiento del animal, estas fibras no pueden dividirse, solamente crecer con el DNA aportado por las células satélites que rodean las rodean (Chung, 2007).

La grasa que se deposita en el animal puede ser clasificada de acuerdo al lugar donde se encuentra, la grasa que recubre las vísceras, la grasa intramuscular, grasa intermuscular y la grasa subcutánea. De acuerdo al tipo de energía que se le ofrezca al animal se favorecerá la acumulación de grasa en los distintos lugares. Los alimentos que favorecen la producción de acido propiónico en el rumen  y la producción de glucosa en el hígado favorecen la deposición de la grasa intramuscular y en los tejidos viscerales, alimentos mas fibrosos que favorecen la producción de ácido acético en el rumen favorecen la deposición de la grasa sub cutánea (Smith and Crouse, 1984; Baldwin et al., 2007). El marmoreo en razas Británicas y Wagyu comienza desde el nacimiento de los animales hasta su madurez aproximadamente a los 500 kg de peso  de carcasa en tres etapas  (Pethick, 2004) Esto nos da la oportunidad de manipular este crecimiento o deposición de grasa manejando el plano nutricional en las recrías.

 

 

Puntos clave que aparecen en las recrías a tomar en cuenta

Aumento compensatorio (aliado o enemigo?)

El aumento compensatorio es el crecimiento acelerado que muestra el animal después de un periodo de crecimiento lento debido a la falta de nutrientes. Una característica importante en el aumento compensatorio es el drástico aumento de consumo realizado por el animal, acompañado por un menor gasto metabólico de mantenimiento. La reducción puede ir desde el 10% al 50% (NRC, 2000).

En este sentido los aumentos de consumo y de ganancia diaria generan eficiencias de conversión similares a los animales que no muestran este estado fisiológico. Cuando el aumento compensatorio sucede en corrales de terminación la cantidad de días en el corral se alarga entre un 10 y 30% para lograr el mismo grado de terminación que en animales que no experimentan este estado fisiológico. Por más que los engordes son mayores y la eficiencia de conversión es similar los días extras que toma para terminar el animal pueden arruinar el negocio, sobre todo cuando el animal cambia de categoría a una donde se paga menos por kg producido.

En un experimento realizado en las instalaciones de un feedlot de nuestra propiedad en el año 2010 Ceconi et al terminaron animales provenientes de distintas estrategias de recría. Una recría a campo en recursos de baja calidad (Pasturas de Agropiros y festucas) y animales recriados a corral, la eficiencia de conversión fue diferente favoreciendo los animales recriados a corral.

Y el tiempo que tardaron en tener el mismo grado de terminación fue menor estirando el ciclo de los animales recriados en recursos de menor calidad unos 15 días, el 20% del tiempo que pasaron los animales en el corral (Ceconi et al., 2010).

Una herramienta simple para conocer si el animal experimentará aumento compensatorio es la condición corporal con la que llega a los corrales. Condiciones corporales por debajo de 4 (escala 1-9) en general experimentan este estado fisiológico cuando se les empieza a alimentar mejor, el problema es que no podemos predecir por ahora la magnitud ni duración de este aumento compensatorio (NRC 2000).

 

 

Corrales como herramienta de recría o terminación

Los corrales deben ser considerados como una herramienta más utilizada para recría o terminación.

Cuando los animales se recrían en corrales como estrategia para volver a pastorear más adelante la ganancia diaria debe ser controlada si se quiere tener óptimos resultados cuando los animales pastorean en el campo.

Por domingo (2010) encontró que si se alimentaban animales de recría en los corrales con dietas ricas en concentrado  los tratamientos que presentaban un ADPV superior a 900 g-d generaban una depresión en la respuesta al pastoreo que puede durar más de 3 semanas. Ceconi (2011)  plantearon un rango de ganancias diarias con un óptimo de 800g-d para la recría en el corral para no afectar la ganancia diaria de peso vivo en el campo cuando los animales salen a pastorear.

Diferente es el caso de los animales que se recrían en el corral y se terminan en los corrales (sin salir a pastorear). Este tipo de invernada nos permite sostener engordes un poco más altos 850-900 g-d de ADPV sin engrasar los animales generando una terminación rápida y con muy buenos resultados económicos.

 

 

Modelos de Recría puntos clave productivos y económicos para ser exitoso.

Cada uno de los modelos que se plantean de recría tiene un punto clave para ser exitoso en lo económico.

a)     180-360kg todo a corral 

En este modelo los animales entran al corral de recría a los 180kg y se recrían hasta los 280kg, después se someten a una dieta de terminación para terminar en 360kg vendidos a frigorífico. La clave ene este modelo es el manejo de la recría, las restricciones aplicadas y las dietas utilizadas.

b)     180-360 verdeo corral. 

En este modelo los animales entran a pastorear verdeos a los 180kg y a los 260kg después de 5 meses, se encierran para terminación. Aquí la clave del negocio es ir encerrando los animales a medida que el verdeo va perdiendo volumen y manejando carga variable.

c)     180-420 Monte corral.

Este es un modelo tradicional de invernada en el monte o en campo natural donde el animal se pasa 1 año pastoreando con una ganancia baja de peso, unos 300 g-d, (100 kg al año) y se encierra para terminar a los 280-300kg. Acá el punto clave es intentar evitar el engorde compensatorio en el corral, esto se hace no cosechando los animales todos juntos en el otoño sino empezar a encerrarlos antes, a medida que los animales se quedan sin pasto

d)     180-420 Verdeo pastura corral.

Estos animales entran con 180kg a los verdeos en otoño, en la primavera pasan a las pasturas y en el otoño siguiente se encierran para terminación. El punto clave en este sistema es utilizar como buffer los corrales para mantener la carga, y lo mismo que el modelo anterior tratar de no hacer el aumento compensatorio en los corrales.

 

 

Conclusión

El margen bruto ganadero lo define el ingreso neto (la diferencia entre la compra y venta de animales). Debido a que no existe en Argentina un sistema de cobertura de precios futuros de la hacienda gorda, se deberán diseñar estrategias de invernadas que puedan comprar la mayor cantidad de animales en el primer semestre del año donde el precio es menor.

El animal crece en ondas y con jerarquías hacia diferentes tejidos, estas ondas se pueden superponer si se cambia el plano nutricional de los animales aumentando la deposición de grasa en estadíos mas tempranos.

En los corrales de recría se deben lograr distintos objetivos de performance de acuerdo a la estrategia final de la invernada, ya sea usándolos para después volver al campo o para después terminar.

Los distintos modelos de invernada tienen distintas estrategias productivas para que el resultado económico sea lo mejor posible.

 

 

Bibliografía

Baldwin, R. L. t., K. R. McLeod, J. P. McNamara, T. H. Elsasser & R. G. Baumann. 2007. Influence of abomasal carbohydrates on subcutaneous, omental, and mesenteric adipose lipogenic and lipolytic rates in growing beef steers. J Anim Sci, 85, 2271-82.

Ceconi, I. Davies, P., Méndez, D., Buffarini, M. y Elizalde, J. 2011 c Efecto de la alternancia en el nivel de alimentación sobre variables físicas de la recría a corral. Rev. Arg. Prod. Anim. 31 Supl. 1: 309

Ceconi, I., Russi, J.P., Davies, P. y Méndez, D. 2009. Efecto de la alimentación en la recría sobre la performance productiva de novillos británicos engordados a corral. Revista Argentina de Producción Animal Vol 29 Supl. 1: 181-290.

Chung, K. Y. a. J., B. J. 2007. Cellular aspects of intramuscular adipogenesis: Competition for cells between muscle and marbling. In PLAINS NUTRITION COUNCIL SPRING CONFERENCE. San Antonio, Texas: Texas A&M University Agricultural Research and Extension Center Amarillo.

Fluharty, F. L. Curso Nutrición de Bovinos de carne. 2014. Fc. Cs Veterinarias. UNLP. Sistema de crianza para maximizar el crecimiento magro, Eficiencia y Rentabilidad. Pg 91-103.

NRC. 2000. Nutrient Requirements of Beef Cattle 7th Revised Edition. Washington, D.C: National Academy Press.

Pethick, D. W., G. S. Harper, and V. H. Oddy. 2004. Growth, development and nutritional manipulation of marbling in cattle: A review. . Aust. J. Exp. Agric. , 44, 705-715.

Pordomingo, A.J., Kent, F., Pordomingo, A.B., Volpi Lagreca, G. y Alende, M. 2010. Efecto del nivel de alimentación en recría a corral sobre la respuesta animal en el pastoreo subsiguiente. Revista Argentina de Produccion Animal Vol 30(2): 131-141.

Relling, A. E. M., G. A. 2013. Fisiología diestiva y metabólica de los rumiantes. Argentina: CCB Academic Press.

Smith, S. B. & J. D. Crouse. 1984. Relative contributions of acetate, lactate and glucose to lipogenesis in bovine intramuscular and subcutaneous adipose tissue. J Nutr, 114, 792-800.




.

 
Autor/es
 
remove_red_eye 2359 forum 18 bar_chart Estadísticas share print
"Me gusta" de Referentes: M.C. Fernando R. Feuchter A.
Compartir:
close
Ver todos los comentarios
 
   | 
Copyright © 1999-2019 Engormix - All Rights Reserved