Engormix/Porcicultura/Artículos técnicos

Aumento de homogeneidad en la fase de transición

Publicado el: 6/9/2018
Autor/es: Departamento técnico de Produmix
Introducción
La homogeneidad en la producción porcina es una condición cada vez más deseable por cualquier productor, ya que nos encontramos en un mercado totalmente globalizado y eso hace que el nivel de exigencia por parte de todas las empresas que conforman la industria cárnica cada vez sea mayor. Decir que no sólo es importante a nivel del producto final, sino también a lo largo de todo el proceso de producción, ya que es un gran problema en las actuales empresas y además depende de numerosos factores que aparecen desde el nacimiento de los lechones hasta el sacrificio de los mismos. El objetivo de todo empresario debe ser conseguir que los lotes que llegan a matadero, sean lo más homogéneos posibles para así obtener un mayor beneficio económico.
Además, el aumento de la homogeneidad a lo largo de toda la producción, presenta otras ventajas muy importantes en el manejo habitual de la granja como:
Disminución de los costes y optimización del manejo
  • Reducción de los días de ocupación tanto en transición, como en cebaderos.
  • Reducción de tratamientos veterinarios, ya que los lotes serán más uniformes, y por lo tanto el estatus sanitario de los mismos será mejor.
  • Menor cantidad de trabajo. Si conseguimos aumentar la homogeneidad de los lotes, el movimiento del ganado será mucho menor.
  • Optimización de las cargas y disminución de los costos del transporte.
Mejora de la sanidad:
  • Vacíos sanitarios eficaces. Al reducir los días de ocupación de las naves, tendremos más tiempo para realizar un buen vacío sanitario.
  • Disminución del movimiento de lechones. Al reducir el movimiento de los animales, conseguiremos disminuir el riesgo de transmisión de diferentes patógenos y a su vez evitaremos en mayor medida la mezcla de diferentes edades.
  • Menor porcentaje de colas en transición y cebadero.
  • Disminución del estrés y de peleas jerárquicas. Los animales estarán mejor adaptados y por lo tanto presentarán una respuesta inmune mejor frente a cualquier tipo de agente patógeno.
Debido a la importancia de la homogeneidad, Patience et al, 2004, establecieron unos límites de actuación (Tabla 1), basados en el Coeficiente de Variación (CV) de las diferentes fases productivas del cerdo, a partir de los cuales sería interesante tomar ciertas medidas para resolver este problema.
Existen numerosos factores que pueden contribuir al aumento de la dispersión de pesos de un lote (Tabla 2), pero en los últimos años, la hiperprolificidad de las madres ha tomado gran relevancia, ya que obtenemos camadas más numerosas y por lo tanto con una mayor variabilidad de pesos entre los lechones de las mismas.
Tabla 1. CV límite en función de las fases.
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 1
Actualmente, existe una diferencia de 5,9 destetados/cerda productiva/año entre el año 2000 (22.3) y el 2014 (27.59) (BDPorc, 2014). Además, muchas granjas no han ampliado las transiciones, por lo tanto la densidad por corral es mayor y la superficie comedero/bebedero por lechón es menor. Todo esto provoca una peor sanidad y unas peores condiciones de producción, lo que se traduce en un peor crecimiento y en una mayor desigualdad de los lotes.
Ante esta situación, en los últimos años, PRODUMIX ha desarrollado una línea de núcleos (combinación sinérgica de aditivos) y programas nutricionales, que permiten aumentar la homogeneidad en la fase de transición mediante un mayor consumo y la mejor preparación digestiva e inmunológica de los lechones más pequeños del lote sin incremento de costes en alimentación.
Tras este periodo de investigación interna en la granja experimental de Produmix, llevamos a cabo varias pruebas de campo en granjas comerciales con el fin de disminuir el coeficiente de variación de los pesos de los animales durante la transición.
Material y métodos
La prueba se realizó con lechones de 3 destetes de una granja de 500 madres. La productividad por parto es de 12,05 lechones y se destetan con 24 días de media.
Cada destete se dividió en dos grupos. Grupo A (PRODUMIX) y grupo B (Control: manejo habitual de la granja). Los destetados se pesaron individualmente y se repartieron en corrales en función de su peso con intervalos de 0,5 kg.
La superficie por lechón en ambos grupos fue de entre 0,22 y 0,24 m2/lechón, condiciones habituales en campo.
El manejo de los piensos se realizó en base al peso al destete, pero fue el mismo en ambos grupos (Tabla 3).
Para el estudio de la distribución, y especialmente para determinar la homogeneidad, se ha utilizado PROC UNIVARIATE del SAS (SAS SYSTEM, Statistical Analisys System, North Caroline, USA, versión 9.1) para crear las gráficas dentro de cada período.
Tabla 2. Factores que influyen en la homogeneidad del lote.
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 2
Tabla 3. Manejo de piensos.
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 3
Tabla 4. Resultados Totales
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 4
Discusión
Los resultados totales indican que ante un mismo coste/kg repuesto, Produmix es capaz de conseguir un mayor crecimiento de más de 600 g/lechón en el mismo periodo de tiempo (Tabla 4).
Además, analizando los resultados de crecimiento en función del tamaño de los lechones, (Tabla 5) se ve de forma clara una disminución del CV del peso de los lechones con el programa nutricional de Produmix, que conlleva a una mayor homogeneidad del lote. Durante la transición con Produmix, el CV pasó de 19,77% a un 14,83% mientras que con la competencia fue de un 18,64% a un 18,31% (Grafica 1).
En la gráfica 2, podemos observar la evolución de la dispersión de los pesos que tienen los animales de ambos grupos y la evolución del crecimiento de los mismos. Pese a que tanto Produmix, como la competencia comienzan con un lote de lechones de un peso medio muy parecido, observamos que el grupo de Produmix presenta una menor homogeneidad. Tanto a los 21 días, como a los 2 días post-destete, podemos apreciar que el lote de lechones alimentados con Produmix, además de presentar un mayor peso, es decir, además de haber crecido más, es significativamente más homogéneo ya que existe una menor dispersión de pesos.
Si analizamos la diferencia de GMD entre los lechones mayores y menores de 5,5 kg (Tabla 6), se puede justificar el aumento de la homogeneidad al notarse una mayor diferencia de crecimiento a favor de los lechones pequeños alimentados con Produmix (Gráfica 3).
Tabla 5: Resultados por intervalos de peso.
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 5
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 6
Gráfica 1 - Coeficiente de Variación
Tabla 6. Resultados entre lechones mayores y menores de 5,5 kg/lechón
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 7
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 8
Gráfica 2
Aumento de homogeneidad en la fase de transición - Image 9
Gráfica 3 - Diferencia de GMD a favor de Produmix (g/d)
Conclusiones
Con la utilización de los núcleos y de los programas nutricionales de PRODUMIX, además de conseguir un mayor crecimiento de los lechones grandes, conseguimos un mayor crecimiento de los lechones pequeños respecto a la competencia y por lo tanto, una mayor homogeneidad de los lotes en la transición. Con PRODUMIX, reduciendo la variabilidad de los pesos de los lechones procedentes de cerdas hiperprolíficas , y con un buen manejo, podemos alcanzar mejores resultados en cuanto a homogeneidad ya que podemos controlar la mayoría de los factores que influyen en la misma.
 
Autor/es:
 
Visualizaciones656Comentarios1EstadísticasCompartir