Técnicas de muestreo de granos y porotos de soja para analizar “micotoxinas”

Publicado el: 23/5/2018
Autor/es:

Un buen muestreo es tan importante que debe representar la calidad de una partida o lote de mayores dimensiones (toneladas). De un camión que puede transportar, aproximadamente unas 20-25 t de maíz, se extrae para analizar solamente 50 g de una porción molida.

El muestreo para analizar micotoxinas se compone de tres pasos:

  1. Se toman al azar varias muestras pequeñas del lote (submuestras) y se componen en una “muestra de patrón” más grande.
  2. La muestra patrón se tritura hasta conseguir partículas finas y se retira una submuestra representativa, llamada “muestra analítica”, para su análisis.
  3. Las micotoxinas se extraen de la muestra analítica y finalmente se cuantifican.

 

TÉCNICAS DE MUESTREO A NIVEL DE CAMPO

1.- Se deben muestrear en todos los potreros que se tienen dudas sobre la posible existencia de granos de cereal o porotos de soja “dañados” con hongos y/p micotoxinas.

2.- Por cada camión que prevenga de dichos potreros se debe hace un muestreo cuidadoso con caladores en diferentes partes del mismo y a distintas profundidades, sacando submuestras de 200 a 300g/submuestras (Figura 1).

 

3.- Se mezclan las diferentes submuestras y se hace una muestra patrón por camión.

4.- A cada muestra patrón por camión se la coloca en una bolsa de “papel triple” (o de lona) y bien identificadas. NUNCA colocarlas en bolsas plásticas ya que pueden promover el desarrollo de hongos y micotoxinas.

5.- El tamaño de la muestra patrón por cada camión debería ser de:  1.5 a 2 kg para poroto de Soja o 2,5 a 5 kg de grano de Maíz o 1,5 a 2,5 kg de trigo, cebada o sorgo.

6.- A las muestras patrón, bien identificadas y separadas una de otra, se las debe conservar en un lugar fresco (o heladera), antes de ser llevadas al laboratorio de un Centro de investigación “especializado” para analizarse.


TÉCNICAS DE MUESTREO A NIVEL DE CEREALISTA O EXPORTADOR

NUNCA tomar una muestra extraída de la capa expuesta del grano de una tolva o camión, o tomar con un balde cuando se descarga un camión o vagón, No es una muestra representativa del lote, y por lo tanto no debe ser utilizada.

La distribución de componentes, tales como granos quebrados o materias extrañas, generalmente no es uniforme en la carga o lote. Mientras que el grano se carga en los contenedores (carretón, camión, vagón o silo) el grano se segrega dependiendo del tamaño, densidad y forma.

Durante el cargamento las partículas finas tienden a concentrarse en el área cerca del centro y los materiales más gruesos emigran al exterior del contenedor. Al descargar, ocurre una segregación inversa.

 

Para que una muestra sea considerada representativa, debe ser:

  • Obtenida con el equipo apropiado, tal como un calador para granos estacionarios y un instrumento mecánico para dividir el grano o tipo pelicano para el grano en movimiento.
  • Obtenida usando un patrón de muestreo, siguiendo el mismo procedimiento señalado en caso anterior.

 

TÉCNICAS DE MUESTREO EN ALIMENTOS PROCESADOS

Cuando se toman muestras de alimentos procesados para el análisis de micotoxinas, pueden plantearse dos situaciones:

1. Las micotoxinas pueden haber estado presentes en uno o más ingredientes del alimento cuando fue hecha la mezcla: 

Las micotoxinas se distribuyen de manera más uniforme en el alimento de lo que estaban en el ingrediente contaminado, porque el ingrediente ha sido molido y se ha mezclado con todos los demás componentes del alimento. Una muestra de 1kg de alimento es suficiente para que sea representativa.

2. Las micotoxinas fueron producidas en el alimento después de que fueran mezclados los ingredientes, debido a malas condiciones de almacenamiento (humedad del 14% o más): 

Las micotoxinas generalmente se distribuyen de manera menos uniforme. Primero, los hongos se producirán en las áreas húmedas del contenedor de almacenaje y los hongos crecerán y emigrarán lentamente a las áreas menos húmedas. Una buena manera de muestrear alimentos en este caso, es tomar, por lo menos, 1 Kg. de muestra de las áreas húmedas del compartimiento (generalmente los bordes externos y las esquinas) y una muestra de 1 Kg. del centro.


RESUMEN

  • La Muestra patrón debe provenir de varias submuestras pequeñas (200-300g/submuestra) tomadas al azar y mezcladas, conformando una muestra patrón por camión, entre 1.5 a 5 kg/muestra, según tipo de grano o poroto.
  • La Muestra analítica debe ser extraída de las muestras patrón y empleada en el laboratorio para ser analizada.
  • El Muestreo deber ser al azar, ya que cualquier porción del total de la mercadería tiene las mismas posibilidades de ser elegida.
  • Replicabilidad: se debe llegar al mismo resultado, al cabo de diferentes veces que son repetidos los análisis.

 

RECOMENDACIÓN FINAL

Debido a que las micotoxinas pueden estar presentes no sólo en los granos o porotos dañados sino, también, en subproductos como Pellet (harina) y Expeller (tortas), originados de esos materiales y, de esa forma, afectar seriamente la salud de los animales, es imprescindible analizar a los porotos de Soja y granos de maíz dañados, buscando la presencia o no de hongos y micotoxinas en Centros de Investigación especializados que hay en todo el país.

 

Literaturas consultadas

 
remove_red_eye 1001 forum 2 bar_chart Estadísticas share print
Compartir:
close
Ver todos los comentarios
 
   | 
Copyright © 1999-2019 Engormix - All Rights Reserved