Engormix/Ganadería/Artículos técnicos

Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino

Publicado el: 26/1/2021
Autor/es: MV Alejandro Cassela
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 1
La Enfermedad Respiratoria de los Bovinos (ERB) es una patología que afecta el aparato respiratorio (tráquea, bronquios, bronquíolos y pulmones), de origen multifactorial, en donde los agentes infecciosos productores de la enfermedad, el bovino y el entorno en que éste se encuentra, se hallan íntimamente relacionados.
Es una enfermedad infecciosa y contagiosa, de curso agudo a crónico, que más allá del agente causal, presenta una sintomatología similar, que evoluciona por la invasión bacteriana secundaria. Es la principal causa de Morbilidad (enfermos) y de Mortalidad (muertos) en los feed lots y engordes a corral.
Las características anatómicas de los bovinos, pulmones chicos para su tamaño corporal, y las lesiones irrecuperables en ellos, hacen que la ERB comprometa el futuro productivo de los animales.
La enfermedad tiene una importancia económica muy alta por varias razones:
  1. Pérdidas por mortalidad
  2. Costo de los tratamientos
  3. Aumento en la mano de obra
  4. Pérdidas en la producción
  5. Disminución de la calidad de la carne
 
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 2
El mayor impacto económico reside en los animales que se curan, pero su capacidad de producción queda sensiblemente disminuida, de allí la importancia de prevenir y tratar a los animales lo antes posible con el producto más efectivo.
Hay 4 puntos clave que debemos comprender en el complejo respiratorio bovino:
  • Es una enfermedad multifactorial (figura 1): Son muchos los factores que producen estrés en el vacuno, que disminuyen sus defensas y lo predisponen a la enfermedad. Factores nutricionales, sanitarios, de manejo y ambientales se combinan para la aparición y desarrollo de la enfermedad.
  • Que necesita un diagnóstico rápido: Cuanto antes se vea al animal enfermo, más rápido podremos tratarlo para evitar la evolución de la enfermedad.
  • El tratamiento debe ser específico: Hoy hay una amplia gama de antibióticos para el tratamiento de la neumonía bovina, con alta eficacia, que deben ser utilizados apenas aparecen los primeros signos y síntomas.
  • Deja secuelas económicas: Los animales enfermos disminuyen la ganancia de peso diaria y tienen una menor calidad de la carne.
¿CÓMO SE PRODUCE?
La ERB se debe a un complejo de factores que interactúan para producir la enfermedad: agentes infecciosos (virus y bacterias), ambiente en el que viven los animales y el manejo al que son sometidos.
Existe una interacción dinámica entre el stress, los virus y las bacterias. El stress producido por el manejo y el ambiente, con o sin la presencia de los virus, permiten la colonización de las bacterias en los pulmones con el posterior desarrollo de la enfermedad.
El manejo y el stress ambiental aplicado sobre los animales marcan la diferencia en la aparición de los síntomas clínicos. El ambiente en que encuentran, el manejo, fundamentalmente la nutrición y la sanidad de los animales, condiciona la aparición de la enfermedad.
CONDICIONES QUE INFLUYEN EN LA ERB
CLIMÁTICAS
  • Fluctuaciones de temperatura durante el día.
  • Humedad ambiente.
  • Lluvias.
  • Temporales.
  • Temperaturas extremas.
DE MANEJO
  • Origen de los animales: Feria o Campo.
  • Peso y tiempo desde el destete.
  • Tiempo de encierre antes de llegar al campo.
  • Condiciones y duración del viaje desde el origen al encierre
  • % de desbaste al arribo
  • Mezcla de animales de distinta procedencia
  • Conocimiento previo de los comederos.
  • Estado de los corrales de recepción (barro).
  • Densidad de población.
SANITARIAS
  • Estado Sanitario previo. (Animales incubando la enfermedad)
  • Status inmunológico. (Vacunaciones anteriores)
  • Enfermedades parasitarias.
  • Preacondicionamiento de los animales (castraciones, descornes, trabajos previos)
AGENTES PRODUCTORES
Varios agentes infecciosos están implicados, como causantes de la ERB.
  • Bacterias: Manhemia Haemolytica, Pasteurella Multocida, Pasteurella, Histophilus Somni, considerados como habitantes normales de las vías respiratorias altas.
  • Además puede estar implicado Mycoplasma spp, y Corynebacterium Pyogenes como invasor secundario en neumonías crónicas.
  • Virus: Parainfluenza 3 (PI3), Virus de la Rinotraquitis Infecciosa Bovina (      IBR), Virus de la Diarrea Viral Bovina (BVD) y Virus Sincicial Respiratorio (BRSV).
SÍNTOMAS DE LA ENFERMEDAD
Los principales síntomas de la ERB son:
  • Aumento de la temperatura corporal (+ de 39, 5 a 40°C)
  • Lagrimeo
  • Descargas nasales aumentadas de color transparentes a sanguinolentas (Moco)
  • Aumento de la frecuencia respiratoria (+ de 80 por minuto)
  • Respiración Abdominal
  • Tos
  • Pelaje opaco y sucio
  • Depresión, apartado del grupo
  • Falta de apetito, animal vacío del lado izquierdo
  • Lomo encorvado.
  • Animal apartado del resto del grupo
CONTROL Y PREVENCIÓN
El control de la ERB se basa principalmente en los siguientes puntos:
  1. Vacunación de los animales teniendo en cuenta el número de aplicaciones necesarias y el tiempo necesario para generar inmunidad
  2. Detección temprana de los animales enfermos y su inmediato tratamiento, con un antibiótico específico para tratamiento de ERB.
  3. Evitar las condiciones de manejo que provocan stress.
  4. Adecuar las instalaciones a los animales y no ellos a las instalaciones.
 
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 3
Inicio de la enfermedad
INICIO DE LA ENFERMEDAD
La prevención de la ERB comienza por trabajar con animales sanos, no expuestos a condiciones predisponentes o ya enfermos. Para prevenir podemos trabajar en disminuir el stress a que son sometidos los animales, en mejorar las condiciones a su arribo y donde serán encerrados, aumentar las defensas mediante la aplicación de vacunas y de un plan sanitario preventivo, que contemple los agentes infecciosos involucrados en la enfermedad.
MÉTODOS DE TRATAMIENTO
Hay varias formas de tratamiento de las enfermedades respiratorias.
La más común de ellas es la detección del animal enfermo y su posterior tratamiento con un antibiótico en forma inyectable. En esta forma de trabajo es fundamental para tener éxito, la   detección temprana del animal y su inmediato tratamiento cuando está atravesando los primeros momentos de la enfermedad y los síntomas no son muy evidentes. Cualquier retraso en él, produce aumento de las pérdidas productivas futuras y compromete la curación de los animales.
Otra forma de tratar la enfermedad es la Metafilaxia, que se define como el tratamiento   de los animales que experimentan algún nivel de enfermedad viral o bacteriana antes que se hayan  manifestado los síntomas clínicos.
La metafilaxia se puede realizar en forma inyectable o por vía oral. Hay que tener en cuenta que los animales enfermos e incubando la enfermedad, disminuyen su consumo de alimento, por lo tanto, no consumirán la cantidad de droga necesaria para lograr niveles terapéuticos que garanticen el éxito del mismo.
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 4
Animal deprimido
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 5
Cabeza agachada
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 6
 
Moco y Lagrimeo
Todo lo que el productor necesita saber sobre el complejo respiratorio bovino - Image 7
Estado Agudo
CONCLUSIÓN
La neumonía bovina no tiene un único origen, por ello es necesario un conjunto de medidas para su prevención y tratamiento. Es la principal causa de perdida económica por razones sanitarias en los feedlots y encierres. Actuar lo más rápido posible nos permite nos mejorar el curso de la enfermedad y disminuir las perdidas.
  • Tener un plan sanitario, de manejo y nutricional previo al arribo de los animales es fundamental para disminuir la incidencia de la enfermedad.
  • Si no se ven animales enfermos, se verán muertos.
  • Hacer necropsias de animales muertos ayuda a confirmar el sitio de la lesión.
  • Tenga un plan sanitario y sígalo. Lleve registros de enfermos, tratamientos y muertos.
  • Consulte a su Veterinario y Asesor Nutricional.

 
Autor/es:
 
Visualizaciones73Comentarios0EstadísticasCompartir