La siguiente publicación técnica esta relacionada al evento:
6° Congreso Internacional de Avances en Producción Animal

Tecnologías orientadas a mejorar la salud, respuesta productiva y características de los bovinos en engorda intensiva

Publicado el: 4/1/2019
Autor/es:
Información del video
Ver más

INTRODUCCION

Debido al incremento substancial en población humana, se espera que los requerimientos de alimento se incrementen hasta en un 70% para el 2050 (FAO, 2013). La industria de la carne puede jugar un papel fundamental en ayudar a satisfacer la necesidad de producir más alimento. En los últimos años, alternativas a los sistemas convencionales de producción de carne han aumentado en cuota de mercado, y muchos consumidores perciben beneficios de consumir productos cárnicos de ganado bovino producido orgánicamente, finalizado con alimento basado únicamente en zacates, o en sistemas libres de antibióticos y promotores de crecimiento. Existe información limitada sobre la eficiencia de estos sistemas. La mayoría de la información publicada toma una aproximación retrospectiva basada en lotes de ganado de diferentes localidades, razas y manejos. Estas publicaciones mal informan al lector sobre los beneficios de la utilización de tecnología en la producción de carne de res.

Las tecnologías que mejoran la eficiencia en la producción de carne se han utilizado en los Estados Unidos desde que se inició con el uso de implantes anabólicos, cuando fue aprobado el dietil-estilbestrol en la época de los años 50’s (Raun and Preston, 2002). Los implantes de zeranol se utilizaron por primera vez en ganado en 1969, y los de combinaciones de estradiol/acetato de trembolona se popularizaron en los ochentas y noventas. Más recientemente, las engordas de ganado adoptaron el uso de dos agonistas β-adrenérgicos (ABA; clorhidrato de ractopamina y clorhidrato de zilpaterol. Capper (2011) comparó el uso de recursos y la producción de carne de 1977 con 2007 y encontró que la producción de carne en 2007 requería sólo el 69.9% del ganado y el 67% del terreno para producir un billón de kilogramos de carne comparado con 1977. Además, el rendimiento promedio por animal incrementó de 274 a 351 kg. De acuerdo con USDA/NASS (2014), la producción de carne por el ganado sacrificado en 1950 ascendía a 4.3 billones de kg de carne, y en 2012 se estimó en 11.7 billones de kg. Estas mejoras drásticas en la eficiencia de la producción se derivan parcialmente del desarrollo y adopción de tecnologías nuevas.

El objetivo del presente manuscrito es discutir algunos trabajos de investigación que muestran los efectos de tecnologías promotoras de crecimiento en el comportamiento productivo y la eficiencia en la producción de carne.

Efecto del uso de tecnología promotora de crecimiento en el comportamiento productivo, y características de la canal de novillos de carne en finalización (Krehbiel et al., 2016). Se condujo un experimento para examinar los efectos de tecnologías promotoras de crecimiento, en comparación con un sistema de producción completamente natural en el comportamiento productivo de engorda en corral y características de la canal. Se utilizaron 54 novillos de cruzas de razas productoras de carne (peso inicial = 391 ± 2.6 kg), y se asignaron al azar a 2 tratamientos en un diseño de bloques completos al azar (13 a 14 novillos/corral; 27 novillos/tratamiento). Los tratamientos fueron completamente naturales (NAT) y sistema convencional (CONV-Z). El ganado en NAT no recibió ninguna tecnología promotora de crecimiento. El ganado en el tratamiento CONV-Z se implantó con 40 mg de estradiol y 200 mg de acetato de trembolona el día 0, y se alimentaron con 33 y 9 mg/kg de monensina y tylosina, respectivamente, como también 6.76 mg/kg de clorhidrato de zilpaterol (ZH) en los últimos 20 días de alimentación. Con el uso de las tecnologías, se incrementó la ganancia de peso 45.1% (1.77 vs. 1.22 kg/d; P < 0.01) y la eficiencia alimenticia 45.5% (0.163 vs. 0.112; P <0.012) en los novillos CONV-Z comparados con los novillos NAT. La ENg calculada de la dieta mejoró 30.1% para los novillos CONV-Z comparada con los novillos NAT (1.34 vs. 1.03 Mcal/kg; P < 0.01). El rendimiento en canal incrementó 2.17% (65.31 vs. 63.14%; P < 0.01) para los novillos CONV-Z comparados con los NAT, resultando en canales 48 kg más pesadas (388 vs. 340 kg; P < 0.01). El marmoleo fue más alto para NAT comparado con CONV-Z (504 vs. 410; P < 0.01). Los resultados de este experimento muestran que CONV-Z mejora el comportamiento productivo y el rendimiento en canal del ganado finalizado en engorda.

Efectos del uso de tecnología en sistemas de finalización de ganado de engorda en el valor de la canal y rentabilidad (Maxwell, et al., 2014). Se obtuvo información de tres experimentos para determinar los efectos de sistemas de producción convencional y natural en el valor de la canal y la rentabilidad. En el experimento 1 se utilizaron 180 novillos. En la fase de pastoreo, los novillos en tratamiento convencional se implantaron con Component TE-G (CONV; Elanco Animal Health, Greenfield, IN) y los novillos en el tratamiento natural no se implantaron (NAT). Para la finalización, los 180 novillos se asignaron aleatoriamente a un diseño en bloques completos con arreglo factorial 2 × 2. Los factores consistieron de los sistemas de producción original (CONV o NAT), así como también el nivel de forraje (7% de la MS de la dieta [BAJA] o 12% de la MS de la dieta [ALTA]. Los novillos CONV fueron los que se implantaron durante la fase de pastoreo y recibieron 33 mg/kg de monensina, 9 mg/kg de tilosina, se implantaron con Component TE-S con tilosina, y recibieron 90 mg/cabeza de hidroclorato de zilpaterol (Zilmax, Merck Animal Health, DeSoto, KS) los últimos 20 días de alimentación. Los novillos NAT fueron los novillos que no se implantaron durante la fase de pastoreo y no recibieron monensina, tilosina, segundo implante o Zilmax durante la fase de finalización que duró 135 días. En los experimentos 2 y 3 se utilizaron 390 novillos de razas europeas mezcladas y se alimentaron durante 132 días. Los novillos se asignaron aleatoriamente a 3 tratamientos los cuales consistieron de NAT del experimento 1, así como también CONV con Zilmax (CONV-Z) y sin Zilmax (CONV). Los resultados del análisis económico indican que el valor base de la canal y la distribución de calidad Choice/Select jugaron un papel importante para determinar el valor de la canal y la rentabilidad comparativa. Se requieren compensaciones en precios que van de 58.69 dólares por animal a 201.07 dólares por animal para compensar los costos de producción de novillos NAT comparados con CONV dependiendo de la dieta, valor base de la canal, distribución Choice/Select, y costo del alimento. Además, la información indica que el peso de la canal caliente es la variable que determina el precio de la canal principalmente. Los resultados de esta investigación sugieren que los productores necesitan evaluar el mercado antes iniciar un programa de producción natural de tal manera que necesitan contratar compensaciones de precio por un valor substancial para compensar los incrementos en los costos de producción.

Evaluación de terapias auxiliares en combinación con antibióticos en la recepción de novillos de alto riesgo tratados contra complejo respiratorio bovino o fiebre de embarque (Wilson et al., 2015). Las terapias auxiliares (AUX) comúnmente se utilizan en combinación con antibióticos cuando se trata el ganado sospechoso de complejo respiratorio bovino (CRB). El protocolo estándar en el tratamiento por sospecha de CRB en ganado de engorda es administrar un antibiótico inyectado. Sin embargo, también es común que los veterinarios prescriban un tratamiento adicional, o AUX, junto con el antibiótico. El propósito de AUX es mejorar la respuesta al desafío de CRB en ganado tratado con antibiótico, sin reemplazar el tratamiento antimicrobiano. Esto se puede lograr aliviando los efectos nocivos de la inflamación, bloqueando la actividad de la histamina, o reforzando la función del sistema inmunológico para ayudar en la defensa contra los patógenos infecciosos (Apley, 1994). Este experimento evaluó el efecto de 3 AUX en combinación con antibióticos en novillos de alto riesgo tratados contra CRB. Novillos cruzados de reciente recepción (n = 516; peso inicial = 217 ± 20 kg) se monitorearon por personal capacitado para detectar síntomas de CRB. Los novillos que presentaron criterios suficientes para tratarse con antibióticos (n = 320) se asignaron aleatoriamente a 1 de 4 tratamientos AUX experimentales: inyección intravenosa de meglumina de flenuxin (NSAID), vacuna intranasal (VACC), inyección intramuscular de vitamina C (VITC), o ningún tratamiento AUX (NOAC). Los novillos que recibieron VACC tendieron (P = 0.10) a requerir un segundo tratamiento menos contra CRB que los novillos que recibieron NSAID o NOAC. Los novillos en NSAID o VITC tendieron (P = 0.09) a requerir el tercer tratamiento menos frecuentemente que los novillos NOAC. De los novillos tratados 3 veces contra CRB, los que recibieron NOAC presentaron índices de severidad más bajos (P = 0.05) que los que recibieron VACC o VITC y pesos más altos (P = 0.02) que los que recibieron NSAID, VACC, o VITC al momento del tercer tratamiento.  Entre el segundo y el tercer tratamiento contra CRB, los novillos que recibieron NOAC también presentaron mayor ganancia diaria (P = 0.03) que los que recibieron VACC o VITC y tendieron a tener mayor ganancia diaria que los NSAID. Los novillos en NOAC tendieron a ser más pesados (P = 0.07) a los 28 días que aquellos en NSAID, VACC, o VITC después de excluir del análisis los muertos y los removidos del experimento. No se encontró diferencia en temperatura rectal entre los tratamientos AUX. A los 56 días, los novillos en NOAC tendieron a ser más pesados que el promedio de NSAID, VACC, y VITC, mayor ganancia de peso y consumo desde el primer tratamiento contra CRB hasta el día 28, mayor consumo del día 28 al 56, y mayor consumo del primer día de tratamiento contra CRB hasta el día 56 (P = 0.06, P = 0.10, P = 0.08, P 0.06, y P = 0.05, respectivamente). Después del periodo de recepción, un subgrupo de novillos (n = 126) se utilizaron en corrales de engorda para evaluar los efectos de AUX en el comportamiento productivo de ganado en finalización, características de la canal, y calificación de pulmones. No se detectaron efectos de AUX en ninguna de las variables analizadas en el periodo de finalización (P ≥ 0.26). Las respuestas observadas en los 3 tratamientos AUX en estos experimentos fueron demasiado pequeños. El uso de NSDAID, VACC, y VITC parecen no afectar positivamente la salud clínica y pudiera ser perjudicial para la productividad de novillos de recepción con inmunidad en alto riesgo.

Impacto del complejo respiratorio bovino durante el periodo de recepción en el comportamiento productivo de novillos en finalización, eficiencia, características de la canal y clasificación de pulmones (Krehbiel et al., 2016). El complejo respiratorio bovino (CRB), también conocido como “fiebre de embarque” o bronco-neumonía, es el problema de producción más significativo para la industria de engorda o finalización de ganado. Es la causa de la mayoría de la morbilidad, mortalidad, disminución de la producción y pérdidas económicas en las engordas. El objetivo de este experimento fue evaluar el efecto de la incidencia del CRB durante el periodo de recepción en el comportamiento productivo, eficiencia, características de la canal, y clasificación de los daños pulmonares durante el subsecuente periodo de finalización de novillos. Antes del inicio de este experimento, algunos novillos participaron en otro experimento sobre tratamientos auxiliares en conjunto con antibióticos para tratar CRB. Durante el periodo de recepción, novillos cruzados de razas inglesas (n = 516; peso inicial 217 ± 20 kg) se monitorearon diariamente por personal capacitado para detectar síntomas de CRB. La morbilidad y mortalidad atribuida a CRB fue 66.5% y 13.2%, respectivamente. Después del periodo de recepción, un subgrupo de novillos (n = 174) se agrupó de acuerdo a los tratamientos previos y número de veces que fueron tratados contra CRB (CRBX) y fueron asignados a corrales de finalización. Los tratamientos experimentales CRBX incluyeron: nunca tratados contra CRB (0X), tratados 1 vez (1X), 2 veces (2X), o bien 3 o 4 veces (3/4X). El peso de arribo de estos novillos no difirió en este experimento (P = 0.17). Sin embargo, durante el periodo de recepción, CRBX disminuyó el comportamiento productivo de los novillos, resultando en pesos corporales de 324, 316, 285, y 260 kg para 0X, 1X, 2X, y 3/4X, respectivamente, al momento de iniciar el periodo de finalización (P = 0.001). Se utilizaron estimaciones por medio de ultrasonido, peso corporal, y apreciaciones visuales para determinar un punto de finalización común basado en la cobertura de grasa de la doceava costilla para cada corral (promedio de días en alimentación = 182). No existió diferencia (P ≥ 0.83) en el grosor de la grasa de la doceava costilla entre CRBX al sacrificio. Al incrementar CRBX, los días en alimentación y los puntajes de daño pulmonar incrementaron linealmente (P ≤ 0.003), mientras que el peso de la canal caliente, porcentaje de rendimiento de la canal, área del ojo de la costilla, y el porcentaje de canales clasificando USDA Prime y Choice disminuyeron linealmente (P ≤ 0.03). Estos resultados sugieren que, con días en alimentación adicionales, los novillos tratados varias veces contra CRB pueden alcanzar composiciones similares a los novillos no tratados; sin embargo, puede que no sea posible alcanzar la misma calidad ni el mismo rendimiento.

 

REFERENCIAS

Apley, D. M. 1994. Ancillary therapy of respiratory disease. Proc. Am. Assoc. Bov. Pract. 26: 124-130.

Capper, J. L. 2011. The environmental impact of United States beef production; 1977 compared with 2007. J. Anim. Sci. 89:4249-4261. Doi:10:2527/jas.2010-3784.

FAO. 2013. Word Agriculture towards 2030/2050: The 2012 revision. Food and Agriculture Organization of the United Nations, Rome.

Krehbiel, C. R., B. K. Wilson, C. J. Richards, B. C. Bernhard, C. L. Haviland, C. A. Gifford, and D. L. Step. 2016. Growth technologies, nutrient, and management protocols used in feedlot cattle to improve health, growth performance and carcass merit. Plains Nutrition Council Spring Conference Proceedings. Page 17-21.

Maxwell, C. L., C. R. Krehbiel. B. K. Wilson, B. T. Johnson, B. C. Bernhard, C. F. O’Neill,C.  L. VanOverbeke, G. G. Mafi, D. L. Step, and C. J. Richards. 2014. Effects of beef production system on animal performance and carcass characteristics. J. Anim. Sci. 92:5727-5738.

Raun, A. P., and R. I. Preston. 2002. History of diethylstilbestrol use in cattle. Am. Soc. Anim. Sci., Savory, IL.

USDA/NASS. 2014. Statistics by subject. www.nass.usda.gov/Statistics_by_Subject/index.php?sector  + ANIMLS%20&%20Products. (Accessed 18 February 2018).

Wilson, B. K., D. L. Step, C. L. Maxwell, J. J. Wagner, C. J. Richards, and C. K. Krehbiel. 2015. Evaluation of multiple ancillary therapies used in combination with an antimicrobial in newly received high-risk calves treated for bovine respiratory disease. J. Anim. Sci. 93:3661-3674.

 
remove_red_eye 285 forum 0 bar_chart Estadísticas share print
Compartir:
close
Ver todos los comentarios
 
   | 
Copyright © 1999-2019 Engormix - All Rights Reserved