Dinámica folicular bovina

Publicado el: 20/5/2013
Autor/es:

Ondas de crecimiento folicular bovino. Se definió a la onda folicular como la activación y crecimiento simultáneo de un grupo de folículos terciarios que en un punto divergen continuando uno de ellos su crecimiento y diferenciación (folículo dominante) mientras que los otros (folículos subordinados) se atresian.

El ciclo estral en bovinos consiste de dos o tres ondas foliculares.

El número de ondas presentes en cada ciclo varía de 1 a 4. La mayor parte de las hembras presentan 2 ó 3 ondas, y el folículo preovulatorio deriva de la última onda.

En un ciclo estral con 2 ondas de crecimiento folicular, la maduración del segundo folículo dominante coincide con la regresión del cuerpo lúteo y culmina con ovulación del mismo. En otros casos se presentan 3 ondas de crecimiento folicular y coinciden con un ciclo estral de mayor duración, debido a que se posterga el celo al no ovular el segundo folículo dominante y, en consecuencia, el tercer folículo requiere de un tiempo para madurar y poder ovular.

Figura 1. Representación esquemática del ciclo estral y las ondas de crecimiento folicular.

El proceso de la foliculogénesis. Los folículos primordiales inician su crecimiento y diferenciación en un proceso aparentemente continuo pero irreversible que es conocido como foliculogénesis. Cuando un folículo primordial entra al grupo de crecimiento, este será conducido a uno de dos hechos: la degeneración por atresia (sufrida por el 99% o más) o la ovulación alcanzada por muy pocos.

Una onda de desarrollo folicular está funcionando a través de estadios integrados de reclutación, selección y dominancia folicular.

El reclutamiento es un proceso por el que, bajo la responsabilidad de la FSH, un conjunto de folículos antrales tempranos (2-3 mm de diámetro) comienzan a crecer en un medio con suficiente soporte gonadotrófico que les permita progresar a la ovulación. La selección es un proceso por el cual un único folículo evade la atresia y adquiere competencia para alcanzar la ovulación. La dominancia es el medio por el cual el folículo seleccionado inhibe el reclutamiento de una nueva serie de folículos. El reclutamiento no ha recibido la misma atención investigativa como la dominancia folicular y la ovulación. Grupos, más que folículos aislados, son reclutados y este proceso se relaciona con cambios medibles de la FSH circulante.

Figura 2. Desarrollo de un folículo ovárico

Dominancia Folicular. Es la etapa de desarrollo folicular que comprende desde la divergencia hasta el momento en que el folículo dominante produce la máxima cantidad de estradiol, antes de desarrollar atresia u ovular. Superada la etapa de selección, el folículo dominante continúa su crecimiento y diferenciación en una vía que lo prepara para la ovulación, bajo un ambiente de concentraciones basales de FSH, potenciadas por factores endocrinos, autocrinos y paracrinos, de manera que al cuarto día de vida de la onda folicular ya existen diferencias significativas entre el folículo dominante y los subordinados en cuanto a diámetro folicular, número de células de la granulosa, número de FSH-R, número de LH-R, concentración de estradiol en el líquido folicular y relación estrógeno/progesterona. Entre los días seis y 10 de desarrollo de la onda, se disminuyen los niveles de estradiol intrafolicular y por lo tanto la relación estrógeno/ progesterona. Si este período de la onda coincide con la presencia de niveles luteáles de progesterona, el folículo dominante no continúa la secreción de estradiol, termina su dominancia funcional y se atresia permitiendo el reclutamiento de una nueva onda folicular. Si durante la fase de dominancia ocurre la lisis del cuerpo lúteo, el folículo dominante se expone a señales hormonales adicionales: la disminución de los niveles de progesterona plasmática es seguida por incrementos pequeños en la amplitud y frecuencia de los pulsos de LH. Presumiblemente el mejoramiento de la capacidad aromatasa de las células de la granulosa del folículo dominante preovulatorio, es el resultado de esta pequeña elevación de la LH circulante, que le permite un mayor desarrollo, hasta el punto en que secreta suficiente estrógeno para desencadenar la oleada de FSH/LH y la ovulación.

Mediante ultrasonografía se puede observar que a los dos días de detectarse una onda, existe un folículo (folículo dominante) que crece más rápidamente que los demás (folículos subordinados). A los 6-7 días del comienzo de la onda el folículo dominante ha alcanzado prácticamente su máximo tamaño (15-17 mm) y los folículos subordinados han sufrido un proceso de atresia. En este momento, el folículo dominante puede ovular o de lo contrario entra en una fase estacionaria, que dura aproximadamente otros 6 días y en la que mantiene su tamaño y capacidad ovulatoria. Si entonces no se ha producido la ovulación de este folículo, comienza un proceso de atresia y otros 9 días más tarde su tamaño ya ha descendido por debajo de los 4 mm.

Relación progesterona-LH-Folículo dominante. Altas concentraciones de progesterona circulando suprime las frecuencias de pulsos de LH. Sin embargo, el mantenimiento prolongado de bajas concentraciones de progesterona  resultan en el prolongado crecimiento y el mantenimiento del folículo dominante en el ganado; denominado folículo persistente.

Figura 3. Persistencia Folicular

La mayor fertilidad se obtiene cuando la duración de la dominancia del folículo ovulatorio era menor a 5 días. De 5 a 9 días  se produce una ligera disminución en el porcentaje de preñez a medida que se extiende la dominancia (10% a 25%); a partir de ese día, la caida en los próximos 3 días era abrupta (35% a 70%).

 

Referencias

[1] GIGLI, I; RUSSO, A.; AGÜERO,A. Consideraciones sobre la dinámica ovárica en equino, bovino y camélidos sudamericanos. Disponible en: http://www.fvet.uba.ar/invet/gili8.pdf [Acceso a Internet 19 de Mayo de 2009]

[2] GAIL LILES AMANDA. The effects of resynchronization of estrus using the 5 d co-synch + cidr system in beef heifers. Thesis submitted to the faculty of the virginia polytechnic institute and state university. p. 9

[3] SILVA, Carlos. GUZMAN, Roberto. DELGADO, Roger. Departamento de Reproduccion y Mejoraminto Genetico. Facultad de  Medicina Veterinaria y Zootecnia. Universidad Autonoma de Yucatan, Mexico 2002.

[4] CALLEJAS, Santiago. Op. Cit. p. 10

[5] GUÁQUETA MUNAR,  Op. Cit. p. 5

[6] TUBINO FERNANDEZ, Álvaro. Dinámica folicular: funcionamiento y regulación, MV Álvaro Fernández Tubino. 2003. Departamento de Reproducción Animal, Facultad de Veterinaria, Montevideo, Uruguay. p. 1

[7] IBID. Pág. 2

[8] IBID. Pág. 2.

[9] FERREIRA, Annabel. Ciclo Ovárico. Curso Fisiología 2009. Disponible en: http: www.fagro.edu.uy/~posgrados/cv/CV_Annabel_Ferreira.pdf  [Acceso a Internet 20 de Agosto de 2009]

 [10] TUBINO FERNANDEZ, Álvaro. Op. Cit. p.3

[11] HENAO R, Guillermo. TRUJILLO, Luis Emilio. Establecimiento y Desarrollo de la Dominancia Folicular Bovina. Departamento De Producción Animal Facultad De Ciencias Agropecuarias Universidad Nacional De Colombia Sede Medellín. Revista Colombiana de Ciencias Pecuarias Vol. 13 No.2 (2000); p. 110

[12] FAUSTINO DIAZ, Fernanda.  Effect of progesterone on GnRH-mediated LH Release, oocyte quality and fertility in cattle. Thesis submitted to the college of Graduate studies and research,Department of veterinary biomedical sciences,University of saskatchewan Saskatoon. june, 2008 cap. 3, p. 33.

[13] Ibid. cap. 1, p.15.

[14] DICK, Alberto, Control del ciclo estral con progesterona; Buenos Aires, Argentina; 2008

[15] CALLEJAS, Santiago. Op. Cit. p. 11

 
remove_red_eye 23183 forum 9 bar_chart Estadísticas share print
Compartir:
close
Ver todos los comentarios
 
   | 
Copyright © 1999-2019 Engormix - All Rights Reserved