Plasticidad de maíz según fecha de siembra y genotipo

Publicado el: 26/09/2018
Autor/es: Fernando Ross, Ing. Agrónomo MSc. Investigador de la EEAI Barrow, Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria - INTA (Argentina)

El presente trabajo tiene por objetivo estudiar la plasticidad reproductiva de distintos genotipos de maíz, sembrados en diferentes fechas sobre un suelo de productividad limitada del sur bonaerense.Materiales y métodosEl ensayo se realizó en la CEI Barrow en suelos típicos de la serie Tres Arroyos. La profundidad efectiva del suelo osciló entre 50 y 70 cm. Para ...

remove_red_eye 191 forum 4 bar_chart Estadísticas share print
Compartir:
close
Eduardo Jerry Zanlungo Eduardo Jerry Zanlungo
Ingeniero en Produccion Agricola
AAPRESID AAPRESID
Rosario, Santa Fe, Argentina
26 de Septiembre de 2018
Creo que sí bien el trabajo y los materiales son muy buenos....el régimen de lluvias que les tocó al tardios fue superior y eso marco la diferencia no?

Atte.Eduardo
Responder
Fernando Ross Fernando Ross
Ing. Agrónomo MSc.
Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria - INTA Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria - INTA
Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina
27 de Septiembre de 2018
En la mayoría de los años podemos considerar que es así. Pero esta campaña fue muy particular porque las lluvias fueron similares para todas las fechas, y mínimas para la tardía dentro del período crítico. Creo que las fechas tardías son mas eficientes cuando la oferta de agua es pobre porque tienen un ambiente menos demandante; disminuye la duración del día y la radiación que recibe la planta, calor que debe disipar con transpiración, también baja la temperatura ambiente y aparece el rocio a la mañana como signo de aumento de la humedad relativa del aire. Estos factores reducen la demanda, por ende aumentarían la eficiencia para la escasa agua disponible.
Responder
28 de Septiembre de 2018
Los agricultores han tenido, que ir adaptando sus siembras a un manejo defensivo dado el avance de los cultivos agro industriales, tales como la caña de azúcar, banano, palma africana, entre otros, en tal sentido han puesto mucho énfasis, en lo que respecta a la densidad de plantas, la fertilización y las fechas de siembra, de cara al cambio climático, inclusive.
Para calcular el número de plantas por hectáreas, se hace necesario caracterizar la zona, objeto de inversión, ello permite determinar la densidad de siembra, un aspecto de suma importancia en el cultivo de maíz, más que en cualquier otro cultivo de grano, esto debido por una parte a las diferencias marcadas en el rendimiento de maíz en respuesta a cambios en la densidad. Es importante destacar que la semilla es uno de los principales costes del cultivo y, por lo tanto, las variaciones en la densidad implican cambios importantes de inversión. Adicionalmente, la densidad también puede influir en características de las plantas de maíz, por ejemplo, en la resistencia de caña, el anclaje y la resistencia a enfermedades o plagas, etc, que indirectamente afectan el rendimiento final del cultivo.
De esta manera, el manejo de la densidad debe orientarse a maximizar el número de granos por unidad de área a través de un equilibro entre el número de plantas por unidad de área y la tasa de crecimiento de cada planta. La densidad de siembra también puede afectar relaciones fuente/destino que impactan en el peso de granos (y por ende también en el rendimiento).
La densidad óptima de siembra en maíz debería orientarse a:
? Evitar densidades muy bajas que limiten la cantidad potencial (para cada situación) de granos por unidad de área.

? Evitar densidades muy altas que impliquen caídas importantes en la tasa de crecimiento de las plantas y, por ende, del rendimiento. Dado que la tasa de crecimiento de las plantas no sólo depende de la densidad, el manejo de la misma debería considerar inevitablemente las condiciones ambientales que podría explorar el cultivo durante su ciclo (características del suelo, oferta hídrica esperada, etc.) y otras variables de manejo del cultivo.

? Minimizar el daño mecánico, que esta sufre en algunas ocasione, como consecuencia de aplicar insecticidas, que exigen mucha mano de obra, al cogollo de la planta, resultando muy difícil su control, ya que deja de estar expuesta y además se cubre con sus deyecciones, profundizándose, en orden de protegerse, en un punto muy protegido, lo cual obliga a tratamientos más caros pero con resultados deficientes. Lo expuesto anteriormente indica que resultará crucial el momento de control. Es fundamental tomar decisiones antes que la larva "se proteja”.
Responder
Yobanis Pérez Yobanis Pérez
Ing. Agrónomo
2 de Octubre de 2019
Es un buen trabajo de investigación que estoy seguro sera de mucha utilidad en nuestros agricultores
Responder
1
print
(191)
(4)
Engormix se reserva el derecho de suprimir y/o modificar comentarios. Ver más detalles
Crear nueva discusión:
Si esta discusión no cubre los temas de su interés, o genera nuevas preguntas, puede crear otra discusión.
Consultar a un Profesional en privado:
Si tiene una problemática específica puede realizar una consulta en forma privada a un profesional de nuestra Comunidad.
Ing. Agrón. Nelson Sánchez Riverón
Ing. Agrón. Nelson Sánchez Riverón
Ingeniero Agrónono (Agrinegocios), Master en Ge...
  Philadelphia, Pennyslvania, Estados Unidos de América
Servicios Profesionales
Jose Hurtado Jose Hurtado
Miami, Florida, Estados Unidos de América
Pedro Esteban Galindo Galindo Pedro Esteban Galindo Galindo
Miami, Florida, Estados Unidos de América
Ing. Agrón. Nelson Sánchez Riverón Ing. Agrón. Nelson Sánchez Riverón
Philadelphia, Pennyslvania, Estados Unidos de América
 
Copyright © 1999-2021 Engormix - All Rights Reserved