Uso de fungicidas en trigo

Publicado el: 20/3/2015
Autor/es:

Introducción

La brecha entre los rendimientos potenciales y los rendimientos logrados se aumenta por la incidencia de los factores reductores. En Argentina los daños causados por las enfermedades de trigo alcanzan rango de 6 a 30 %. Pérdidas de rendimientos entre 6 y 13 % (Carmona 2001) y 20 % (Annone et al 1994) se ha documentado causadas por mancha amarilla (Drechlera tritici-repentis) y pérdidas mayores a 30 % en la epifitia de fusariosis (Fusarium graminearum) de 1993 en la zona de EEA Marcos Juarez. Estos daños se asocian a reducciones en cantidad como en calidad de la producción. En condiciones de manejo de cultivo con incidencia de factores limitantes y rendimientos de trigo promedio de 4000 kg ha-1, las manchas foliares pueden producir pérdidas mayores a los 600 kg ha-1.

Las plantas poseen una serie de mecanismos de defensa que le permiten reducir la entrada, la invasión y la multiplicación del patógeno en la planta. Estos mecanismos pueden diferir entre variedades de trigo. Bajo similares condiciones de ambiente y de patógeno se ha observado diferencias en la incidencia de las enfermedades (Roya de la hoja, Mancha amarilla, Septoeria, Bacteriosis) en variedades de trigo. En Pergamino, según la variedad y el manejo nutricional el rango de severidad de roya de la hoja en pre antesis fue de 40 a 10 %, y de 25 a 60 % en pos antesis (Ferraris y Couretot 2007).

El control químico es una de las herramientas para el control de enfermedades (Vallone 2003). El éxito del control asociado a los aumentos de los rendimientos, entre otros factores se asocian con la presencia de las enfermedades (Swoboda y Pedersen, 2009). La presencia de enfermedad se ha asociado a la susceptibilidad de los materiales, las variedades comerciales están caracterizadas según perfil sanitario. En general la utilización de variedades susceptibles a enfermedades se asocia con utilización de fungicidas durante el ciclo del cultivo. También el momento de aplicación del fungicida modifica el éxito de control (Carmona et al. 2011). En general las aplicaciones de fungicidas en estado reproductivo inicial (comienzo de formación de fructificaciones) muestran los mayores niveles de disminución de pérdidas de rendimientos, mientras que las aplicaciones en estados reproductivos avanzados (comienzo de llenado de granos) logran mejorar la calidad de los granos por reducir los niveles de infección de patógenos.

Si bien es conocido que las aplicaciones de fungicidas no producen mejoras de rendimientos en ausencia de enfermedades (Swoboda y Pedersen, 2009) y por lo tanto las mejoras de rendimiento por uso de fungicida según variedades se asocia a la intensidad de las enfermedades, en ocasiones esto no es consistente. Nuestro objetivo fue cuantificar el incremento de producción según uso de fungicidas en variedades comerciales de trigo utilizando 4 tratamientos con uso de fungicidas.

Materiales y métodos

Los experimentos se realizaron en lotes de producción de trigo ubicados en el partido de Tandil (Instituto Arana) con predominio de Argiudoles Típicos durante la campaña 2013-14. En todos los casos se fertilizó con 20 kg de P ha-1 aplicado como fosfato mono amónico (10-23-0) y 70 kg de N ha-1 aplicado como urea (46-0-0).

Las variedades de trigo fueron sembradas el 7 de junio las variedades de ciclo intermedio largo, y el 3 de julio las variedades de ciclo intermedio corto. El diseño del experimento fue de parcelas divididas, siendo la parcela principal las variedades y la parcela secundaria el uso de fungicidas. Los tratamientos de fungicidas se detallan en la tabla 1. Las aplicaciones de fungicida se realizaron con mochila de presión variable utilizando volumen de caldo de 125 L ha-1 (Fig. 1). Las variedades de trigo se caracterizaron según su perfil sanitario. Cultivares con perfiles tipo 1 con bajo riesgo sanitario para enfermedades foliares y para fusariosis, cultivares con perfiles tipo 2 con riesgo sanitario para enfermedades foliares, cultivares tipo 3 con riesgo sanitario para fusariosis, y cultivares con perfiles de tipo 4 susceptibles a enfermedades foliares y de la espiga.

La producción de trigo se determinó en madurez fisiológica por cosecha mecánica de la porción central de cada unidad experimental. Se calculó el incremento de rendimiento (IR) producido por la aplicación de fungicida como:  

IR = (1-(R0*Rf-1))*100.………………………………….ec.1

Donde IR es el incremento de rendimiento relativo por el uso de fungicidas en %, R0 el rendimiento sin uso de fungicida expresado en kg ha-1 y Rf el rendimiento del tratamiento con fungicida en kg ha-1.

Los datos de las 24 variedades y el uso de fungicidas fueron analizados considerando la variación espacial de los datos empleando el modelo de error espacial, donde Y=Xβ+ε siendo ε=λWε+μ. Por consiguiente μ es el error de muestreo aleatorio con una especificación auto regresiva espacial (SAR) y coeficiente “λ”. La matriz “W” de ponderadores espaciales tiene una estructura Queen de 8 vecinos, estandarizada por fila. Los coeficientes del modelo son estimados empleando el programa de estadística espacial OpenGeoDA 0.9.9.6 (Anselin, 2011). El desarrollo del modelo consideró las 24 variedades y, en cada sector de uso de fungicidas los cuáles fueron incorporadas al mismo mediante variables dummy. Además se realizaron regresiones y contrastes ortogonales.  
Figura 1: instituto Arana 

Tabla 1: momento de control con fungicida utilizado en las 24 variedades de trigo. fungicida fluxapyroxad 5% + epoxyconazole 5% + f500® (pyraclostrobin) 8,1% a razón de 1,2 litros/ha. z32= dos nudos visibles. z39= lígula de la hoja bandera visible.

Resultados

Los rendimientos de las variedades mostraron rango de 3820 a 6678 kg ha-1 sin uso de fungicida, y de 4090 a 7665 kg ha-1 con uso de fungicidas. En promedio los rendimientos de las variedades sin fungicidas fueron de 5213 kg ha-1 y se incrementó en 13 % con utilización de fungicida. Al asociar los incrementos de rendimiento con los perfiles sanitarios se observó que los perfiles sanitarios mayores tuvieron los mayores incrementos de rendimiento asociados al uso de fungicidas (Fig. 2 y 3). Tanto las variedades más susceptibles a manchas foliares como las variedades susceptibles a manchas foliares y a fusarium mostraron los mayores incrementos de rendimiento (Figura 2). Los aumentos de rendimiento observados, tanto en promedio de todas las variedades (700 kg ha-1) como en las variedades con mayor susceptibilidad a enfermedades (880 kg ha-1) son similares a los observados por Alberione et al (2011) (>1000 kg ha-1) y por Ferraris y Couretot (2007) (>600 kg ha-1).

 
Figura 2: rendimiento promedio de variedades de trigo según perfil sanitario y momento de aplicación de fungicida. fungicida fluxapyroxad 5% + epoxyconazole 5% + f500® (pyraclostrobin) 8,1% a razón de 1,2 litros/ha. z32= dos nudos visibles. z39= lígula de la hoja bandera visible. perfil sanitario tipo 1 con bajo riesgo sanitario para enfermedades foliares y para fusariosis, cultivares con perfiles tipo 2 con riesgo sanitario para enfermedades foliares, y cultivares con perfiles de tipo 4 susceptibles a enfermedades foliares y de la espiga.   Figura 3: incrementos de rendimiento promedio de variedades de trigo según perfil sanitario y momento de aplicación de fungicida. fungicida fluxapyroxad 5% + epoxyconazole 5% + f500® (pyraclostrobin) 8,1% a razón de 1,2 litros/ha. z32= dos nudos visibles. z39= lígula de la hoja bandera visible. perfil sanitario tipo 1 con bajo riesgo sanitario para enfermedades foliares y para fusariosis, cultivares con perfiles tipo 2 con riesgo sanitario para enfermedades foliares, y cultivares con perfiles de tipo 4 susceptibles a enfermedades foliares y de la espiga

Tabla 3: rendimiento (kg ha-1) e incremento de rendimientos (%) de variedades de trigo y momentos de aplicación de fungicidas. fungicida fluxapyroxad 5% + epoxyconazole 5% + f500® (pyraclostrobin) 8,1% a razón de 1,2 litros ha-1. z32= dos nudos visibles. z39= lígula de la hoja bandera visible.

Observaciones

Las enfermedades presente en esta campaña disminuyeron la producción de trigo en rangos variables que dependieron del perfil sanitario de la variedad. En las variedades más susceptibles el uso de fungicidas permitió incrementar los rendimientos en más de 700 kg ha-1.

 
remove_red_eye 694 forum 3 bar_chart Estadísticas share print
Compartir:
close
Ver todos los comentarios
 
   | 
Copyright © 1999-2020 Engormix - All Rights Reserved