La siguiente publicación técnica esta relacionada al evento:
XXVI Producción de carne y leche en climas cálidos: Reunión Internacional

Efecto del heno de alfalfa molida mezclado en concentrado iniciador sobre el comportamiento de terneros holstein en crianza

Autor/es:
392 1 Estadísticas
Compartir:
Resumen

El objetivo de este estudio fue evaluar la inclusión de 20 % de alfalfa molida en el concentrado iniciador en la crianza de becerros Holstein sobre el comportamiento desde el nacimiento hasta el destete (60 d). El estudio se realizó en la Unidad Experimental Bovinos de Leche del ICA-UABC, ubicado en el Ejido Nuevo León, B.C., a 42 km al SE de la Ciudad de Mexicali, B.C. Se utilizaron 126 becerros (67 hembras y 59 machos) nacidos de Agosto de 2011 a Marzo del 2013. Los becerros fueron asignados al azar a uno de dos grupos a dos días de nacidos: Grupo 1 (n = 64) alimentados con concentrado iniciador; Grupo 2 (n = 62) alimentados con concentrado iniciador con 20 % de alfalfa molida mezclada. La alimentación sólida fue proporcionada ad libitum a dos días de edad. La alimentación líquida fue a base de 2 L de calostro a las 6 y 12 h después del nacimiento y después se les suministraron 2 litros de leche entera cada 12 h hasta el destete (60d). Se registró el peso al nacimiento y a 60 d (destete). Los análisis estadísticos se realizaron mediante el procedimiento GLM (SAS Institute Inc.). El P60 d, la GDP y la GPT fueron mayores (P< .05) en el grupo 2.. Estos resultados demuestran que la dieta con 20 % de alfalfa molida influye positivamente en el comportamiento de terneros.

Introducción

El consumo de alimento sólido es vital para que el ternero realice de un animal pre rumiante a un rumiante funcional. Sin embargo, existe controversia en lo concerniente al nivel de forraje que las dietas deben contener (Montoro., 2013). El consumo de forraje promueve el desarrollo muscular del rumen (Klein et al., 1987) y estimula la rumia y el flujo de saliva hacia el rumen. Sin embargo, la digestión del forraje por parte de los microrganismos ruminales no provee de suficiente concentración de acidos grasos volátiles (AGV) del rumen, especialmente butírico, ya que requiere del óptimo desarrollo de las papilas rúmiales (Beiranvand et al., 2014). La fermentación por el concentrado iniciador provee de ácido butírico necesario para estimular el desarrollo de las papilas ruminales, pero también estos alimentos pueden promover la queratinización de las papilas ruminales en becerros y corderos (Nocek et al., 1980). Los sistemas de alimentación de los becerros lecheros tienen como fin el facilitar el desarrollo ruminal a la brevedad posible mediante la utilización de cantidades reducidas de alimento líquido (leche o sustitutos) e introducir dieta sólida como concentrado iniciador y forrajes, para contribuir al desarrollo de la digestión ruminal y reducir el costo de alimentación (Medina, 1994; Terré et al., 2015). El ofrecimiento temprano de concentrado iniciador a los becerros lecheros en la primer semana de vida permite estimular el desarrollo ruminal y por medio de esto lograrun destete temprano (Joslin et al., 2002). La cantidad necesaria de la fibra en la dieta de los becerros jóvenes no está claro (Klein et al., 1987). Estudios que investigaron el uso del forraje en raciones de iniciación encontraron resultados inconsistentes. Varios investigadores concluyeron que agregar forraje a la dieta aumenta consumo del concentrado iniciador (Kincaid, 1980; Thomas y Hinks, 1982; Stobo et al., 1985). Sin embargo, otros obtuvieron un impacto negativo sobre el consumo de raciones de iniciación (Leibholz, 1975). El tamaño de la partícula en la ración influye en el medio ambiente ruminal, la producción de ácidos grasos volátiles, y en la estructura y función de las papilas. Las dietas que son picadas o molidos a tamaños de partículas finas disminuyen el pH del rumen y la población de bacterias celulolíticas (Beharka et al., 1998), esta disminución en el pH es causada por una falta de rumia y saliva que fluya hacia el rumen en becerros y vacas maduras (Santini et al, 1983). Las papilas ruminales de los animales que recibieron las pequeñas partículas de forraje tuvieron incrementada la queratinización (McGavin y Morrill,1976a). Esta disminución de tejido activo resulta en la disminución de la absorción de AGV (Nocek et al, 1980; Greenwood et al, 1997b). Las papilas comienzan a ramificarse para compensar la pérdida actividad metabólica del tejido (McGavin y Morrill, 1976b; Greenwood et al, 1997b; Beharka et al, 1998). El objetivo de este estudio fue evaluar los efectos de la inclusión de 20 % de alfalfa molida (Medicago sativa L.) en el concentrado iniciador sobre en el comportamiento de becerros Holstein, sobre el peso a 60 días (P60), ganancia diaria de peso (GDP) y la ganancia de peso total (GPT), desde el nacimiento hasta 60 d de edad.

 

Material y métodos

El estudio se realizó en la Unidad Experimental Bovinos de Leche del Instituto de Ciencias Agrícolas de la UABC, ubicado en el Ejido Nuevo León, B.C., a 42 km al SE de Mexicali, B.C. Se utilizaron 126 becerros (67 hembras y 59 machos) nacidos de Agosto de 2011 a Marzo del 2013. Los becerros fueron asignados al azar a uno de dos grupos a dos días de nacidos: Grupo 1 (n = 64) alimentados con concentrado iniciador; Grupo 2 (n = 62) alimentados con concentrado iniciador más 20 % de alfalfa molida mezclada. La alimentación solida fue proporcionada ad libitum a dos días de edad. La alimentación líquida fue a base de 2 L de calostro a las 6 y 12 h después del nacimiento y después se les suministraron 2 litros de leche entera cada 12 horas hasta el destete (60d). Todos los becerros después del nacimiento fueron separados de las madres y alojados en jaula individual en sala de crianza. Se registró el peso al nacimiento (PN), y 60 d (P60) de edad para estimar su peso, la ganancia diaria (GDP) y la ganancia de peso total (GPT). La información se analizó mediante análisis de varianza usando el procedimiento GLM (General Linear Models) del programa estadístico SAS (2002).

 

Resultados y discusión

En el cuadro 1. Se presentan las medias y error estándar en hembras y machos, también de en general sobre PN, P60 d, GDP y GPT de los becerros en estudio. Las medias y error estándar de PN, P60, GDPY GPT en animales bajo estudio (Grupo1 y 2), se presentan en el cuadro 2. El peso a 60 d presentó fue mayor (P< 0.05), en el grupo 2 que consumieron la mezcla de alimento con el 20 % de alfalfa molida (67.962 ± 0.891kg) que en el grupo 1 donde consumieron solo concentrado iniciador. También en GDP (0.551 ± 0.012 kg) y GPT (33.129 ± 0.711 kg) fue mayor (P< 0.05) en el grupo 2 con la mezcla del 20 % de heno de alfalfa molida que en el grupo 1 que solo consumieron concentrado iniciador (0.418 ± 0.011kg, 25.097 ± 0.688kg, en GDP y GPT, respectivamente). Coverdale et al. (2004), obtuvieron bajos promedios a 60 d cuando incluyeron al concentrado iniciador de 7.5 a 15 % de heno de zacate bromo molido que el concentrado iniciador solo, mientras que Beiranvand et al. (2014) obtuvieron pesos al destete y GDP similares a este estudio utilizando heno de alfalfa molida. Sin embargo Greenwood et al. (1997b) obtuvieron mayores pesos cuando incluyeron 15% de heno de zacate bromo molido mezclado al concentrado iniciador. También Beharka et al. (1998), incluyeron 25% alfalfa molida al concentrado iniciador obtuvieron mayor peso al destete. Coverdale et al. (2004) obtuvieron promedios de GDP mas bajos que los encontrados en este estudio, cuando incluyeron en el concentrado iniciador 7.5 and 15% heno molido de bromegrass que el concentrado iniciador solo. Mientras que en otros estudios (Montoro et al., 2013 y Castells et al., 2013) obtuvieron similares promedios a los que se obtuvieron en este estudio. Es necesario seguir trabajando para determinar el nivel y tipo de forraje, para saber los efectos en las dietas de iniciación en becerros lecheros pero con el uso de concentrados comerciales de la región.

 

Conclusiones

Los resultados encontrados en este estudio muestran un desempeño productivo positivo en el grupo con la mezcla de alfalfa molida (20 %) con respecto al grupo 1 que solo consumieron concentrado iniciador. Por lo tanto se requiere un análisis de factibilidad económica para poder recomendar a los productores de leche.

 

Literatura citada

Beharka, A. A., T. G. Nagaraja, J. L. Morrill, G. A. Kennedy, and R. D. Klemm. 1998. Effect of form of the diet on anatomical, microbial, and fermentative development of the rumen of neonatal calves. J. Dairy Sci. 81:1946–1955.

Beiranvand H.,*1 G. R. Ghorbani ,* M. Khorvash ,* A. Nabipour ,† M. Dehghan-Banadaky ,‡ A. Homayouni and S. Kargar *.2014. Interactions of alfalfa hay and sodium propionate on dairy calf performance and rumen development. J. Dairy Sci. 97 :2270–2280.

Coverdale,J.A., H. D. Tyler, J. D. Quigley, III, and J. A. Brumm. 2004. Effect of Various Levels of Forage and Form of Diet on Rumen Development and Growth in Calves. J. Dairy Sci. 87:2554–2562.

Greenwood, R. H., J. L. Morrill, E. C. Titgemeyer, and G. A. Kennedy. 1997b. A new method of measuring diet abrasion and its effect on the development of the forestomach. J. Dairy Sci. 80:2534–2541.

Kincaid, R. L. 1980. Alternate methods of feeding alfalfa to calves. J. Dairy Sci. 63:91–94.

Klein, R. D., R. L. Kincaid, A. S. Hodgson, J. H. Harrison, J. K. Hillers, and J. D. Cronrath. 1987. Dietary fiber and early weaning on growth and rumen development of calves. J. Dairy Sci. 70:2095–2104.

Leibholz, J. 1975. Ground roughage in the diet of the early-weaned calf. Anim. Prod. 20:93–100.

McGavin, M. D., and J. L. Morrill. 1976a. Dissection technique for examination of the bovine rumenoreticulum. J. Anim. Sci. 42:535–538.

McGavin, M. D., and J. L. Morrill. 1976b. Scanning electron microscopy of ruminal papillae in calves fed various amounts and forms of roughage. Am. J. Vet. Res. 37:497–508.

Medina, C.M. 1994. Medicina Productiva en la Crianza de Becerras Lecheras. (1ra Ed.). Ed. LIMUSA. México, D.F.

Montoro C , E. K. Miller-Cushon , T. J. DeVries , and A. Bach. 2013A. Effect of physical form of forage on performance, feeding behavior, and digestibility of Holstein calves. J. Dairy Sci. 96 :1117– 1124.

Nocek, J. E., J. H. Herbein, and C. E. Polan. 1980. Influence of ration physical form, ruminal degradable nitrogen and age on rumen epithelial propionate and acetate transport and some enzymatic activities. J. Nutr. 110:2355–2364.

Santini, F. J., A. R. Hardie, N. A. Jorgensen, and M. F. Finner. 1983. Proposed use of adjusted intake based on forage particle length for calculation of roughage indexes. J. Dairy Sci. 66:811–820. SAS institute Inc. 2002.

SAS/STAT User ‘s Guide, Version 6. SAS Institute, Inc., Cary, NC.

Stobo, I. J. F., C. S. Lucci, J. H. B. Roy, and M. W. Perfitt. 1985. Comparison of high-energy pellets containing processed fibre with a coarse concentrate mixture in relation to the development of solid food intake in the calf. Anim. Prod. 40:570.

Terré M,* Ll. Castells ,* M. A. Khan ,† and A. Bach *. 2015. Interaction between the physical form of the starter feed and Straw provision on growth performance of Holstein calves. J. Dairy Sci. 98 :1101–1109.

Thomas, D. B., and C. E. Hinks. 1982. The effect of changing the physical form of roughage on the performance of the early-weaned calf. Anim. Prod. 35:375–384.

 

Cuadro 1. Media y Error Estandar desviación estándar de peso al nacimiento (PN), peso a 60 días (P60), ganancia diaria de peso (GDP) y ganancia de peso total (GPT) desde el nacimiento hasta el destete a 60 días de edad en los animales bajo estudio.

 

Cuadro 2. Media y Error Estándar de peso al nacimiento (PN), peso a 60 días (P60) y ganancia de peso total (GPT) en animales bajo estudio.

 

 

Rafael Vejar Orci Rafael Vejar Orci
Ing. Zootecnista
22 de Diciembre de 2016
En ambos casos los pesos al destete son muy bajos, tienen alguna explicación a esto?
Se midieron los consumos de alimento iniciador?
Pudieran proporcionar el perfil nutricional de los dos alimentos, con y sin alfalfa?
0
Responder
¿Desea opinar en esta discusión sobre: Efecto del heno de alfalfa molida mezclado en concentrado iniciador sobre el comportamiento de terneros holstein en crianza?
Engormix se reserva el derecho de suprimir y/o modificar comentarios. Ver más detalles

No se publicarán comentarios que contengan:

  • Reiterados errores ortográficos y de escritura.
  • Anuncios publicitarios, direcciones de sitios Web y/o correos electrónicos.
  • Preguntas o respuestas que no tengan relación con el tema tratado en el foro.
Para opinar en esta discusión es necesario formar parte de la comunidad de Engormix
Publicar opinión
Servicios Profesionales
Umberto Francesa Umberto Francesa
Potsdam, New York, Estados Unidos de América
Luciano Garcia-trejo Luciano Garcia-trejo
West Hazleton, Pennyslvania, Estados Unidos de América
Dario Caffarena Dario Caffarena
Mountain View, California, Estados Unidos de América
Ivan Ledic Ivan Ledic Texas, Estados Unidos
 
   | 
Copyright © 1999-2017 Engormix - All Rights Reserved